Innovaciones tecnológicas en el fracking estadounidente

Durante la segunda jornada de Argentina Shale Gas & Oil Summit 2015 se analizaron los avances tecnológicos en la estimulación de los no convencionales, enfocados en la reducción de costos, maximización de la eficacia y minimización del impacto ambiental
Miércoles, 20 mayo 2015

La analista de Energía de Frost & Sullivan, María Benintende, abrió la sesión de Operaciones y Tecnología durante la segunda jornada del Argentina Shale Gas & Oil Summit 2015, y destacó la importancia de la estimulación artificial para que fluyan los hidrocarburos no convencionales.

Benintende basó su análisis en los datos de innovación tecnológica de Estados Unidos, donde la producción del shale gas se multiplicó en los últimos años.

"No van a haber grandes revoluciones tecnológicas", dijo la experta en energía, aunque aseguró que sí habrán mejoras enfocadas en la reducción de costos, maximización de la eficacia y la minimización del impacto ambiental.

En cuanto a las innovaciones, indicó que se busca impactar en la eficiencia de la producción y la reducción de costos. Para graficar diferentes ejemplos de avances tecnológicos, Benintende citó casos como los de Anadarko y Gasfrac.

En el primer caso, destacó las operaciones remotas que ha aplicado la compañía de exploración de crudo y gas estadounidense para incrementar su eficacia en áreas problemáticas.

Por otro lado, resaltó la innovación en el fracking aplicado por la canadiense Gasfrac, que implementó un tipo de fluido hecho por una mezcla de gases como reemplazo del agua para lograr una mayor estimulación en la fracturación. Esta técnica puede resultar un poco más cara, pero compensa con el impacto en el medio ambiente, ya que no utiliza elementos tóxicos.

Además, la analista insistió en la importancia de la recuperación del agua y presentó una nueva tendencia en los campos más criticados. En este caso destacó también la labor de Ecosphere que ha desarrollado un sistema de recuperación por medio de rayos UV.

Por último y con respecto a la tecnología en el monitoreo microsísmico, Benintende señaló que se han desarrollado nuevos sistemas que permiten obtener una mejor calidad de imagen y un mayor procesamiento de datos en tiempo real que incrementarán la eficiencia de la producción de los no convencionales.